Prueba de paternidad sin padre: ¿se puede realizar igual?

Prueba de paternidad sin padre, una opción disponible

¿Es posible efectuar una prueba de paternidad sin PADRE? Esta es una de las preguntas más frecuentes que llegan a través de diferentes consultas de madres preocupadas por determinar quién es el verdadero padre de su hijo.

Una prueba de paternidad se efectúa a través de la comparación del perfil genético del supuesto padre y del presunto hijo, aunque por diversos motivos puede ocurrir que no exista la posibilidad de acceder a las muestras biológicas del presunto padre. Ya sea por viaje de negocios, migraciones, fallecimiento u otros factores la prueba de paternidad puede realizarse con normalidad.

El ADN permite relacionarnos de forma indudable con los miembros de nuestra familia, lo que nos ofrece la posibilidad de recurrir a ello conforme a la particularidad del examen y a la disponibilidad de los miembros de la familia por vía paterna, por lo que se pueden seleccionar otros familiares relacionados al presunto padre para realizar la prueba de paternidad sin padre.

Prueba de Abuelidad por ADN

El cincuenta por ciento de nuestro ADN fue heredado por vía paterna y el otro cincuenta por ciento vía materna, del mismo modo ocurre con nuestros abuelos paternos de semejante suerte que al contar con sus perfiles genéticos más el de la madre biológica, es posible identificar la una parte del genotipo que debió heredar el padre. Una vez identificados los alelos paternos, se relacionan estadísticamente con el genotipo de los abuelos para por último acabar si existe o bien no un vínculo.

Prueba de hermandad

En este contexto pueden presentarse 2 situaciones para el examen de ADN entre hermanos: (1) que los hermanos sean hijos del mismo padre, aunque de diferente madre o bien que compartan ambos progenitores. En las dos situaciones se requiere conseguir el perfil genético de la madre o bien las madres biológicas, como de los supuestos hermanos. Es esencial agregar que si existe más de un supuesto hermano por vía paterna, se va a deber incluir en tanto que esto producirá mayor información genética para el análisis.

Al contar con los perfiles genéticos ya señalados, para cada supuesto hermano se efectúa la identificación de material genético heredado por vía paterna para establecer por último el análisis estadístico y solucionar si existe o bien no un vínculo.

Linaje paterno

Los cromosomas “X”e “Y” son los determinantes del sexo y en conjunto se los llama cromosomas sexuales. Las mujeres tienen 2 cromosomas X (XX), al paso que los hombres tienen un cromosoma X y otro Y (XY). El cromosoma Y es trasmitido de padre a hijo parcialmente sin cambios mediante múltiples generaciones, es por esta razón que los hombres que estén relacionados mediante sus progenitores van a tener exactamente el mismo perfil para el cromosoma Y. Aunque, esta prueba nos notifica la pertenencia a exactamente la misma línea paterna, no nos confirma la paternidad con relación a un supuesto padre de quien se ignora la información genética.

Análisis Cromosoma X

La mujer tiene 2 cromosomas “X”, uno heredado por su madre y el otro por su padre de semejante suerte que al contar con la información genética de la madre, a través de la prueba del cromosoma X se puede determinar el parentesco biológico a través del rastreo de los estirpes paternos del cromosoma X entre 2 presuntas hermanas, para determinar si comparten exactamente el mismo padre. En el caso de que la prueba se realice entre 2 posibles medias hermanas, se precisa incluir la muestra de las madres biológicas en el análisis.

Vale destacar que en todos estos casos mencionados anteriormente, el resultado de las pruebas de ADN es absolutamente preciso y aporta un índice de hasta el 99,9% de seguridad de que se trata de una relación sanguínea entre padre e hijo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *